Ir al contenido principal

Quemarse, arder...


     

...es un arte.


En ocasiones cuando el orgullo te hace pedir a gritos un error para recordarte que eres humano, en los momentos que necesitas caer para levantarte y recuperar el camino que hace tiempo dejaste. Aquellas veces que complaces a todos pero a ti ni un poco... quémate con los demás, en deseos por hacer que valga el sufrimiento de no saber hacia dónde te estás dirigiendo. Quémate en intentos por hacer que los sueños que deseas que sean más que anhelos. Quémate sin preocupación, a lo peor sólo le antecede el temor.

Quémate en ansias por vivir como te gusta, deja de hacerte tonto y disfruta lo que te alumbra. Cada paso que das es sólo carga de tu conciencia y los silencios que guardas una breve parte que mutila tu existencia. Quémate entre tus palabras, di cuanto desees a todas horas. Quema cuando no te sirve, todo lo que infeliz te nubla y enfría las narices. Quema tus talentos, derróchalos y sácales provecho. Quema tu tiempo en lo que te haga sentir pleno. Quema tu vida, que es tuya y de nadie más. Quema los pensamientos que a ningún lado te llevarán.

Quémate con quien valga la pena, arde en pasión con quien te ame de la misma manera. Quémate por dentro cada que le miras, el mayor erotismo usualmente no se toca pero inspira. Quémate en cada caricia, ante el mínimo tacto... todo es increíble y a veces no tiene por qué durarnos. Quémate mientras puedas, después de nada servirá, ama cuanto tengas que mañana seguro no está. 
Quema calorías, cartas que el pasado tengan escritas, quema agonías y seca el llanto con el calor de tu flama encendida. Quema con fulgor, que arda más alla del sudor, quema todo recuerdo e instálate por completo. Crea un fuego eterno, clichés y comunicación en silencio. 

Quema tu pasado, vive el ahora. Las horas pasan y muy pocos lo notan. Quémate y arde, que fluya la sangre. Siente tus instintos y arde, no descanses, quémate y ve cómo todo se expande.




Comentarios

Entradas populares de este blog

Adiós

Quitarte el anillo Es sólo romper una costumbre No la necesitas, sólo te resulta raro ya no encontrarlo; Después de todo, sólo estaba ahí adornando tu mano

Se nota

Entre palabras y comentarios para todo dejar claro, que sepas que me tienes de tu lado y aunque estoy lejos de ti, sigo escribiéndote un rato...
suponía estar dormida pero ahora la cordura no me visita
quiero escuchar cancioncillas, deslizarme entre las cobijas y al cerrar los ojos ver tus pupilas.

El amor, el amor que no entiende que las fechas van más allá de lo que se le impone a la gente
y que por orden social te estremece y aliena para que termines demente
trasroscado diría Bambi a veces
sin que en primavera estemos y se note siempre
ya que el frío, el hielo que me cubre
cala hasta confundirse con lumbre.

Este día celebro que la noche te cubre
en ausencia de mis brazos, proyecto un escape que te cure
que te salve de la soledad, de querer algo más buscar
heme aquí deambulando
llenándote de caricias y cantos
que no sé cuánto tardarás en encontrarlos.

Más allá de lo dicho y lo callado
en el sentir está lo extraño
de igual forma te quiero a mi lado
ser egoísta y devolverte hasta hartarnos
la felicidad …

Sigo aquí

En esta vida que es lo único que tengo, he de decirte que hay mucho que te debo.
Un buenos días cada mañana, el desayuno siempre dulce y listo en la cama, ese beso para despertar y cosquillas para ayudarte a levantar.
Por las tardes el aliento, decirte siempre que en ti creo, que no hay nadie como tú y si lo hubiera no sería igual. Que aunque lo dudes eres mi héroe y no admiro a quien sea que se me ponga enfrente. Un chiste contra el mal humor, con tono oscuro para reír más. Quitarte los zapatos cuando al fin estés en casa y repetirte que te extrañé toda la mañana.
Intermitentes mil abrazos, de mil formas y besos alternados. Cortos, largos, pequeños y grandes, lo que la ocasión, el tiempo y el corazón manden.
Y por las noches una sonrisa, el café para descansar mientras me platicas y reímos hasta que duela la barriga, algunas veces un masaje para la espalda, cuidarte y un abrazo que acabe hasta que el sol se apiade.
Te debo tanto, te debo mucho. Una vida entera de te amos en distint…